A los compañeros del tren especial que es nuestra vida

viernes, 21 de agosto de 2015

¿ Cómo actuar frente a los problemas?...











Los problemas, se le presentan a todas las personas, independientemente de su razón social, psicológica, económica o cultural. Porque generalmente, lo que a algunos no les parece importante o relevante, para otros es la vida misma.

Sin embargo, lo que nos diferencia es, en palabras sencillas: la forma en que los enfrentamos. 

Ante la presencia de ellos, existen miles de formas de actuar, pero la más relevante de todas es, cuando las personas se ocupan de los problemas, antes de que ocurran, y aparece la palabra ¨Preocupaciones¨, que no es más que ocuparse de algo, antes de que ocurra...¿A que no se habían puesto a razonar en el significado de esta palabra?. La mayoría no lo hacemos, y me incluyo, porque a pesar de mis intentos, soy humana, y de vez en cuando me dejo llevar por la preocupación en vez de ocuparme...y hay una gran diferencia...

Cuando nos Pre-Ocupamos... Estamos gastando energías valiosas, en algo que todavía no se ha presentado, y que muy posiblemente, si se presenta, no será tan desastroso como creíamos... A mi me ha pasado cientos de veces...Y luego, cuando el tiempo, sabiamente, pone las cosas en su lugar, me doy cuenta de que cometí un error, e incluso preocupé a personas de mi entorno, que se llegaron a sentir con las manos atadas, incluso atadas por mí... No valió la pena, al final, cuando llegó el momento, si no se resolvió sólo, apareció alguien que me brindó la oportunidad y el problema que tanta angustia generaba, fue resuelto, quizás con una llamada de teléfono. El mundo no se terminó, no se murió nadie, gracias a Dios, y el día amaneció maravillosamente brillante y espectacular!!!!.

El Dr. Wayne Dyer, en su libro La Fuerza del Creer, nos habla sobre esta palabra y nos señala un ejercicio, que los invito a practicar, es muy sencillo, no necesitan ningún tipo de preparación para ello:

...Cuando tengan frente a ustedes un problema, que piensan en el momento, difícil de resolver, cierren los ojos, y hagan mentalmente, como si pudieran dar un paso hacia atrás, y su cuerpo, se quedara delante de ustedes. Una vez logrado esto, miren la situación. Como están en diferente plano, la perspectiva también será diferente, semejante a un patio de butacas de un Teatro, mientras más alejado del escenario, mejor se verá la escena completa...

Si ven entonces con los ojos del alma, o de la mente, la escena y el problema, posiblemente les llegue la idea de cómo resolverlo, y en caso de no encontrar ayuda o solución...Pues, simplemente entreguen su problema a Dios o al tiempo... No importa en lo que crean, al cabo de un tiempo, verán como el problema que los había desestabilizado, se supera, quizás de la forma que menos esperaban.

Si hicieran un viaje de retrospección de su vida, y recordaran las veces que han creído que tal o cual situación era imposible, recordarán que al final, todo se resolvió. Si hubo pérdidas..., las asumieron, y la vida continuó...

Se que hay problemas, como los de salud, que a veces nos parecen que nos quitan toda esperanza, pero yo he visto a personas, que a pesar de sus limitaciones físicas, de que incluso, la enfermedad va avanzando, ellos le siguen dando cara a ello, y superan en grado sumo, los tiempos de vida que les han marcado los médicos o especialistas. 

¿Son personas dotadas de algo especial?...Creo que sí, que tienen unas ganas de vivir tan grandes, y ganas de hacer cosas, que a pesar de todas las estadísticas, ellos las superan, y mientras su mente funcione y puedan todavía comunicarse, siguen luchando, porque lo verdaderamente importante es la calidad de tiempo y la calidad de vida, aún en las limitaciones de cualquier tipo. Y se convierten sin querer, en grandes maestros de la vida.

Si esas personas, pueden hacer tantas cosas en la vida, con los pocos medios que tienen a su alcance, ¿Por qué nosotros no vamos a poder lograr lo que queremos, si estamos en mejores condiciones físicas que ellos?. Querer es Poder... Y en eso es en lo que nos tenemos que enfocar.

He visto milagros, en personas sencillas, en personas humildes, en personas con limitaciones físicas, ellos y ellas siguen cada día haciendo un cambio, siendo un ejemplo para propios y extraños, y no se diferencian en nada, con respecto a otros que quizás gocen de buena salud, de medios económicos, o con familia numerosa y unida. ¿ Y si ellos han podido, por qué otros no?.

Les diría que no sólo es cuestión de Fe, sino también de quererse a si mismos, y valorarse mucho, sin menospreciar a nadie, en absoluto, pero convencidos de que ellos son más que un impedimento físico, una enfermedad, o una situación económica X, salen adelante y su sonrisa es el mejor indicador de la valentía, el arrojo y la gratitud que tienen frente a la vida, al poder superarse a si mismos. Ahí está la lección más importante: No dejarse derrotar, batallar hasta el último minuto, pues cada día es una victoria...Esa es la lección.

Hoy, además de desearles que  la Bendición de Dios llegue a todas y a todos, y pedirla para nosotros en casa también. Quiero darles las gracias, humildemente, por leer lo que escribo, y por darme ese apoyo silencioso.

Muchísimas gracias!!!!!

Mireya Pérez.


1 comentario:

  1. Un escrito de Auto Ayuda muy interesante y ha tener en cuenta para ponerlo en práctica. Gracias amiga por tus escritos que siempre nos muestran tu sentir, tan valioso, hacia los seres humanos.

    ResponderEliminar